MISANTLA EN TIEMPOS DEL COVID-19-

MISANTLA EN TIEMPOS DEL COVID-19-

  • Un año muy difícil.

Al igual que al resto del mundo, la terrible pandemia del Covid-19 que algunos aseguran tiene su origen en la legendaria China un 17 de noviembre del 2019 pero que para efectos prácticos da lo mismo que si hubiese surgido en otra parte del globo terráqueo, esta pandemia  está azotando Misantla y todo el mundo, bien lo sabemos.

En nuestro país, el primer caso detectado del Covid-19 fue el 20 de febrero del 2020, para el mes de abril del mismo año, México ya había llegado al suma de 1,859 fallecidos, lo demás ya es una triste historia.

Como todo, de momento no pensamos en las serias consecuencias que ello tendría, pensamos que el problema estaba lejos, la realidad nos ha enseñado que no  existe parte lejana en nuestro planeta, la globalización nos alcanzó, los actuales medios de comunicación todo lo permiten y  puede suceder en cuestión de minutos, horas como en el caso del SARS-COV-2

El mundo actual está colapsado, en Misantla predomina como en el mundo,   decepción, enojo, tristeza, impotencia ya que cuando se contrae la enfermedad se busca de manera rápida atención, que no la hay, la saturación de Hospitales llegó a un punto que día con día se irá agravando, si tomamos en cuenta que en Misantla, solo existe un Hospital Regional  que brinda atención a toda la población de municipios cercanos, algo que debemos tener muy presente.

Misantla es una ciudad pequeña, donde la gran mayoría nos conocemos, nos saludamos, lugar donde tenemos muchos amigos y familiares,  de manera inmediata sabemos  de sucesos que nos afectan para bien o para mal, por ello cuando nos enteramos de que alguna persona está enferma o falleció, la noticia se conoce de inmediato, así funcionan las sociedades pequeñas. En esto del Covid-19, es muy doloroso y triste el enterarnos de que algún amigo o familiar partió y solo atinamos a  elevar una oración por el descanso eterno de su alma.

Misantla es una ciudad tranquila donde aún se vive tranquilamente.

En días pasados tuvimos  con motivo del fin de año la  visita de muchas personas, amigos, familiares y turistas que quizá pudieron contagiarse o contagiar y es que el SARS-COV-2 es una enfermedad silenciosa, que no se sabe a ciencia cierta quien la padece a no ser por los síntomas y que debe obligar a quien la tiene  a observar la rigurosa “cuarentena” 15 días de aislamiento para proteger y protegerse, tratarse medicamente, mientras se recupera la salud.

Al igual que en otros lugares, en Misantla vive mucha gente mayor, personas con alguna enfermedad crónica, vulnerable a contraer el Covid-19 y cuyas vidas están en peligro, protegerlas debe ser un fin inmediato, cuidarlos es un deber de todos.

Nuestra pequeña ciudad es un orgullo para todos sus habitantes.

Ante todo este incierto panorama, no queda más que la prevención, algo que debemos observar de manera puntual para no padecer la terrible enfermedad que tiene en vilo al mundo y que tanto daño ha hecho.

Esto de la pandemia, ha afectado a miles de personas en Misantla, personas cuya economía se encuentra en un  estado crítico, es muy doloroso ver por las calles a personas que tradicionalmente han subsistido del comercio y de actividades afines,  mucha gente que no tiene un ingreso formal, son los que más sufren con esto de la pandemia, les dejamos un ejemplo:

Martina, es una señora con tres hijos, sin esposo que día a día tiene que buscar  el sustento, luchar por la comida diaria, vende algunas cosas como ropa, etc. tiene que afrontar gastos de pago de luz, agua, el transporte para ella y sus hijos es un lujo. La vemos diariamente deambular por las calles cada día, el caso es que debe  buscar los alimentos para su familia,  los niños que al igual que ella, tienen que luchar por conseguir sustento, en algunas ocasiones recibe apoyo de la gente. Como ella miles de personas están pasando una etapa muy crítica.

En Misantla, algunas organizaciones e instituciones como la Parroquia de la Asunción, han hecho grandes esfuerzos para ayudar a las personas que están sufriendo por la falta de trabajo al igual la generosidad de muchas  personas, pequeños empresarios han hecho eco en la desgracia de la población, la empatía se ha hecho presente.

La pandemia golpeó severamente la economía de Misantla.

Misantla, como muchos lugares del mundo, están sufriendo por esta terrible pandemia que ha puesto al mundo en alerta, el año de 2020 permanecerá en la memoria de la población.

 Nuestra pequeña ciudad al igual que en muchos lugares del mundo, está padeciendo esto del SARS-COV-2, no sabemos hasta cuándo durará esto pero esperemos que la final se pueda ver  una luz en el túnel.

Algún día esto que narramos será historia, nuestros mayores recordarán con tristeza el año de 2020 precisamente no como una buena etapa, será rememorado como un año de dolor, de crisis donde una pandemia, la de Covid-19 nos golpeó con severidad.

Así se va forjando la historia de los pueblos.

Fotos: Crédito a quien corresponda.

Comentarios de Facebook

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.