Misanteca

Misanteca

Una colaboración  de Sandra Maleny Marín González.

Conocemos que Misantla es inspiración para una extensa gama de talentos artísticos, laborales e intelectuales. De este hermoso oasis han surgido colaboraciones significativas no sólo a México, sino a diversos lugares del mundo y en diferentes categorías; logros que merecen ser recordados, como hemos visto recientemente con el arte de “Sr. Venado”, reconocido a nivel mundial. Sin embargo, existen aún voces que siguen taciturnas, y que sólo han sido escuchadas por una minoría.

Quiero traer a la memoria una canción que nació en esta tierra, ya que no es sorpresa que en Misantla abunde la creación musical y la composición, porque sus alrededores llenos de hermosura y esplendidos paisajes, cultura rica, extensa gastronomía y excelentes climas favorecen a  la creación artística y dan lugar a la inspiración poética y musical espontanea.

Es por eso que quiero presentarles a Don Atilano Alarcón González. personaje al cual debemos serenatas, escalas, arpegios y la entonación de una preciosa canción titulada Misanteca, la cual  solía interpretar a lado de sus compañeros de Trío, muy sinceramente, ha contado que “la canción es propia de un tal Doctor Reyes, que llegó como médico general a Misantla y la compuso para la “Negra Tuñón” que solía vivir en el atrio de la Iglesia  y quien primeramente la entonó y le dio popularidad fue don Carlos Álvarez, el papá de Chano Álvarez. Finalmente, el doctor Reyes dejo de ser novio de la “Negra Tuñón” y volvió enamorado de una mujer misanteca a su natal Papantla”. 

Pues bien, la canción existe y es inédita; llegue a escucharla y conocer su letra cuando era  muy  niña por un video casero donde aparece el Trío de don Atilano entonando la canción, y desde entonces, se ha quedado grabada en mi memoria. Aprecio mucho esta composición por reconstruir y plasmar los sentimientos y una parte del encanto que se halla en medio de esta sierra, así que quisiera que se conociera en cada rincón. A continuación, la letra:

Misanteca,

princesa de mis sueños;

tu sonrisa es un canto de amor

tu mirada, taciturna y serena

muy celoso, guardo en mi corazón

Misanteca

mujercita adorada,

quiero verte de nuevo sonreír

no me niegues tu sonrisa

no me ocultes tu mirada

son el bálsamo sagrado

en mi vivir

La canción fue escrita para una mujer en especial, sin embargo, la letra realza la figura de la mujer misanteca en general; su belleza, su carácter, sus virtudes y lo que representa en medio de la sociedad, me recuerda a  Mujer Divina de Agustín Lara, ambos autores describiendo a la mujer desde su perspectiva al ensalzar y reconocer la fuerza del encanto femenino.

Misanteca es un tema que debería ser reconocido, como poema, como canción e inspiración, para el disfrute y apreciación de muchos, ya que a través de las letras y melodías también se conocen diversas formas de ver el mundo y lo que en el  hay, y qué mejor que el mundo conozca a la mujer misanteca.

Nunca quisiera que se olvidara la melodía y letra de esta canción, que es una verdadera poesía nacida en este bello pueblo que a todos encanta con sus bellos primores. Espero algún día enterarme de que dicha composición ha sido grabada oficialmente y se escucha por muchos rincones del mundo llevando consigo el espíritu de aquel amor frustrado, pero sincero que produjo de los más bellos y honestos sentimientos obra emblemática para Misantla.

Sandra Maleny Marín González es una mujer misanteca, estudió en la Universidad Veracruzana la Licenciatura de Lengua y Literatura Hispánicas (Facultad de Letras Españolas), columnista del Semanario “El Pregonero”, y digna representante de la mujer de su tiempo. Gracias por su cooperación.

Edición: Alán E. Meza Virués

Comentarios de Facebook

Una respuesta

  1. Zahira dice:

    Gracias por este interesante artículo que toca la historia de mi abuela. “La Negra Tuñón”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.