La leyenda de la Pichahua de Misantla

La leyenda de la Pichahua de Misantla

Figura emblemática de Misantla

Misantla es una ciudad antiquísima, donde la historia se conjuga con la leyenda y cuya fundación se remonta al año de 1564.

En esa época los frailes de la orden de los Franciscanos tenían que sortear grandes dificultades para cumplir su labor evangelizadora en los asentamientos humanos conquistados de la región.

“La tarea evangelizadora no fue sencilla. Para llegar a Misantla (Pueblo Viejo), había necesidad de atravesar la sierra por una de las partes más escarpadas, pasando por Naolinco, San Juan Miahuatlan y San Isidro…”

Ante eso, los frailes idearon la manera de trasladar a los indígenas a un nuevo asentamiento que distaba a cuatro leguas de Pueblo Viejo, ahí fundarían lo que hoy se conoce como Misantla, para ello los frailes se dice que hicieron circular la Leyenda de la Pichahua que dice:

“…los nativos se guiaron por la pichahua (águila) que se robaba criaturas a la salida del templo, después de la misa, y las llevaba a cuatro leguas de allí en dirección noreste, donde se las comia, dejando sólo el pequeño esqueleto…”

“Varios intentos se hicieron de congregación, todos ellos fracasados, pero al fin el pensamiento nativo cedió a la terquedad hispana, creando la leyenda de la ‘pichahua’ (el águila), que aseguraban descendía frecuentemente sobre el atrio del templo, en el momento en el que salían de misa los habitantes, para agarrar algunas criaturas y llevarlas hacia el noroeste, a cuatro leguas de ahí, donde se las comían, dejando solamente los pequeños esqueletos.”

Representación de la “Pichahua” en el aniversario de la fundación de Misantla

“Los nativos interpretaban el hecho, como la señal imperiosa de hacer una nueva fundación. La leyenda tenía mucho simbolismo y algo de realidad, porque el águila, símbolo de los mexicanos, no representaba sino la fuerza del antiguo imperio, suplida ahora por el poder español.”

“De este modo, las opiniones se dividieron: la mayoría indicaba que el sitio escogido debería ser el que señalaba el águila; una minoría indicaba que el lugar de la congregación debía ser el que señalaba Fray Buenaventura en el pueblo de Chapultepec. El grupo mayoritario, tomó la dirección del noreste y siguiendo por las márgenes del rio grande llegaron al sitio mítico que el águila les había señalado después de caminar cuatro leguas….”

De esa manera los indígenas se asentaron en el margen del hoy Río Misantla ya que creyeron en el simbolismo y señal divina del águila , dando origen a la ciudad del mismo nombre que significa en náhuatl “Lugar de los Venados”.

En la actualidad Misantla es una importante ciudad famosa por su gastronomía y por ser cuna de grandes artistas como los Hnos. Martínez Gil entre otros, dueña de una gran cultura y hermosos parajes donde se fabrican hermosos muebles que le dan fama a la Señorial Misantla.

Texto citado en comillas – Fuente: Libro Misantla: Cultura, Tradición y Leyenda. Arturo Sánchez y Gándara. ASODIREMI A.C. 1998

Comentarios de Facebook

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.